El día en que rompes con todo

El día en que rompes con todo es el día en que decides ser tú, con todas las consecuencias.

Parece que todo se hace pedazos, se desmorona. La vida que te rodea parece no ser lo que era. Y es por eso, porque te rodea, porque no eres tú, sino que es algo a tu alrededor de lo que ya no quieres formar parte. No es lo que tú sientes, no vibra como tú, no está en tu onda, no es tu movida, llámalo como quieras; pero de una forma u otra, esa vida ha dejado de ser tuya.

Cambio

Octubre 2015

El día en que rompes con todo es el día en que te das cuenta de que lo que has hecho hasta ahora ha estado bien, pero no es lo que quieres seguir haciendo.

¿Cómo he podido trabajar en este lugar durante tanto tiempo? ¿De verdad estos han sido siempre mis amigos? ¿Y cómo he podido formar parte de estas conversaciones en algún momento? ¿Y por qué, de repente, me angustia este entorno?

Tu entorno no tiene nada de malo. Tú tampoco. Simplemente, ya no sois compatibles.

Algo no encaja, ¿en qué me he equivocado?

El día en que rompes con todo es el día en que entiendes que para construir un nuevo edificio, hay que derrumbar el anterior. Te atreves a aceptar algo del caos temporal que supone un gran cambio. Decides, sabes y vas a demostrarte que puedes vivir de otra manera. Tienes fe ciega en que puedes encontrar un entorno más tú, un espacio en que ni te plantees fingir ser lo que no eres porque, simplemente, te has encontrado.

Ese día te sientes libre… Ese día brillan tus ojos. Ese día no tienes nada que esconder porque has decidido ser quien tú eres, y no quien esperan que seas.

mandala

La paz, la satisfacción… Solo pueden darse cuando tenemos la valentía de preguntarnos quiénes somos y tomamos la determinación de ser fieles a ese yo.

mandala

Pregúntate:

  • ¿Qué haría ahora mismo si no sintiera que tengo que justificarme ante nadie?
  • ¿Qué haría si me olvidara de tradiciones, costumbres y obligaciones autoimpuestas?
  • ¿Cambiaría alguno de mis hábitos si no temiera la reacción de mi entorno más cercano?
  • ¿Estoy siendo yo mismo en todo momento?

Al responder a todas esas preguntas, es posible que surjan un millón de excusas en tu cabeza que te frenen en tus objetivos. Sin embargo, sé sincero contigo mismo, ahora que nadie te oye.

Corta las cadenas de esa vida que no te pertenece y siente la magia de conectar con tu interior. Rompe con tu pasado y desapégate de lo que ya no eres.

Lánzate, confía en que ahora mismo dispones de todas las herramientas que necesitas para esa nueva vida. Dentro de ti encontrarás todo lo que siempre has estado buscando. Escúchate y siente lo que es vivir en plenitud.

Davinia

2 pensamientos sobre “El día en que rompes con todo”

  1. Fantástico post. Me quedo con tu frase….»se quien tú eres, y no quien esperan que seas» y me siento privilegiado después de vivir más de 35 años siendo quien soy.
    Espero el siguiente….y feliz navidad Davínia…;))

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.