Solo es martes

Y solo es martes, pero hoy es un martes especial. 

Vincent van Gogh – Lirios

El sol brilla como siempre, pero es un martes especial. El silencio reina tras el almuerzo y las nubes no han venido aquí a pasar las vacaciones. El cielo es azul, como siempre, despejado, como siempre, pero hoy es un martes especial.

Volaba la gaviota poderosa, aclamando libertad más alto de lo que uno podría. El vuelo del mar contrastaba con las grúas de fondo como recordatorio de dónde estamos.

Hoy es un martes en el que todo es posible. Hoy es un martes en el que cada uno de los últimos 30 años encaja a la perfección.

Hoy es un martes aparentemente cualquiera, pero es sumamente especial. Sonrisas y lágrimas, resplandor y ojeras, susurros y gritos, silencios… sobre todo los silencios. Todo se une en espiral y se concentra en un único punto que devuelve aquí, al ahora, frente a esta libreta, con un boli verde en la mano apreciando la luz amable que entra por la ventana.

La vida ha cobrado sentido pleno en unos segundos de silencio y lo aprendido y desaprendido parece conducir hacia el camino más recto, más directo, el más adecuado, el idóneoAceptar siempre vale la pena. Caminar siempre vale la pena, porque uno no es sus miedos sino el latir de ese corazón que late sin hacer ruido. Eres tú más que nunca cuando decides volar cual hoja de otoño arrastrada por la corriente de viento.

Y el viento ha querido que exista este instante en el que es posible admirar el bonito collage que componen cada uno de tus pasos. Caminar nos conduce siempre a lugares inesperados.

Caminar.

Caminar.

Y, de pronto, un sueño dulce te pide un descanso. Son tantas las horas andadas que has de volver a casa a por un poco de pan y un poco de agua, recuperar fuerzas y coger una mano amiga que te reconforte y te recuerde que siempre paseas acompañada.

Es un martes bello, un martes especial, porque sin buscarlo y sin quererlo, encuentras y recibes.

De repente, la vida muestra todos sus colores.

 

¿Seguimos caminando junt@s? En Instagram comparto imágenes del día a día que, sin quererlo, van contando la historia del bello vivir. También podemos conectar en Facebooky en Youtube. Nos vemos por las redes 🙂

¡No dudes en compartir tus pensamientos e inquietudes en los comentarios! Me encantará escucharlos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.